Desmontando 12 mitos sobre la salud mental

Existen numerosos mitos y falsas creencias que se han perpetuado a lo largo del tiempo y que dificultan la aceptación de los problemas de salud mental. Desmontarlos contribuye a luchar contra el estigma.
Jordi Mitjà
Jordi Mitjà Costa
Enfermero de la Unidad de trastornos de la conducta alimentaria. Área de Salud Mental
Hospital Sant Joan de Déu Barcelona
Este contenido no sustituye la labor de los equipos profesionales de la salud. Si piensas que necesitas ayuda, consulta con tu profesional de referencia.

La cultura popular, la industria audiovisual y los medios de comunicación han favorecido, a lo largo de las décadas, la estigmatización y la perpetuación de estereotipos negativos que se han asociado a las personas que sufren trastornos mentales.

A pesar de las numerosas campañas de sensibilización y del gran volumen de información disponible sobre la realidad y el día a día de las personas que conviven con un trastorno, continúan existiendo muchas falsas creencias sobre la salud mental que impiden que hablemos de ella con normalidad.

La gran mayoría de estas afirmaciones están alejadas de la realidad, no acreditan ningún fundamento científico, producen actitudes de rechazo e intolerancia y generan un malestar añadido a las personas afectadas y a su entorno.

¡Desmontemos doce mitos estigmatizantes!

mitos de la salud mental

1. Las personas que padecen un trastorno mental son violentas y agresivas. 

Las personas que padecen un trastorno mental, incluso grave, no son violentas. Tienen las mismas probabilidades de presentar episodios de violencia que cualquier otra persona.  Por el contrario, son más vulnerables a ser víctimas de violencia y otro tipo de delitos que las personas que no padecen un trastorno de salud mental. 

2. No pueden vivir en sociedad porque no se adaptan

Las personas que padecen un trastorno mental  pueden convivir perfectamente en sociedad si tienen los apoyos y recursos necesarios para hacer una vida independiente y autónoma. Disponer de una buena red social: profesional, familiar, de amistades, de pareja, …, predice una mejor evolución y es un factor protector frente a recaídas.

3. Las personas que padecen un problema de salud mental no se recuperarán nunca

Algunos trastornos mentales son crónicos y en este sentido acompañarán a la persona durante toda su vida, pero con tratamientos, apoyo y seguimientos adecuados la recuperación es posible. 

4. No pueden trabajar

Pueden trabajar como cualquier otra persona si se les brindan las condiciones y apoyos necesarios para que lo hagan. En muchas ocasiones, la barrera para que no puedan trabajar no deriva del trastorno en si mismo, sino de la escasa preparación de la sociedad y las administraciones para dotar de recursos necesarios. Desarrollar un trabajo tiene grandes beneficios para cualquier persona pues nos ayuda a mejorar nuestra autoestima y  facilita una rutina en nuestro día a día.

No se puede vivir solo de un buen propósito

5. A mí no me pasará

Los trastornos mentales no entienden de edad, sexo, cultura o situación económica, no discriminan y pueden afectar a cualquiera. Son más comunes de lo que se supone. La Organización Mundial de la Salud estima que 1 de cada 4 personas sufrirá un trastorno mental en algún momento de su vida. 

6. Las personas con trastorno mental están mejor en un hospital de salud mental

Muchas personas, en ocasiones desde el desconocimiento, rechazan la posibilidad de convivencia con la diversidad. El tratamiento comunitario se ha demostrado como un tratamiento eficaz. En la actualidad, salvo algunas excepciones, los hospitales de salud mental se entienden como espacios de contención temporal para episodios agudos. Las personas que son atendidas en la comunidad presentan una mejor evolución y más sostenida en el tiempo. 

7. Si padece algún trastorno es porque bebe, consume drogas o no se cuida

El consumo de drogas está considerado como un factor que puede precipitar el inicio de un trastorno mental o empeorar sus síntomas, pero no siempre es su causa primaria.  La mayoría de personas afectadas de trastornos mentales se cuidan y no consumen sustancias nocivas, pero aún así, padecen el trastorno. No podemos culpabilizar a las personas por haber desarrollado la sintomatología que presentan.

8. Los niños y adolescentes no tienen trastornos de salud mental

Los niños pequeños pueden exhibir señales de advertencia tempranas que representen una inquietud para su salud mental. Estos problemas se pueden identificar clínicamente y pueden ser un producto de la interacción de factores biológicos, psicológicos y sociales. 

Hacia un acompañamiento en salud mental con perspectiva joven

9. Los trastornos mentales causan discapacidad intelectual

Un trastorno mental no causa ni es una discapacidad intelectual. Son dos cosas diferentes. Una persona que presenta un trastorno mental no tiene por qué ver mermadas sus capacidades cognitivas o destrezas.

10. No existe forma de ayudar a las personas que padecen algún trastorno mental

Existen tratamientos, estrategias y apoyo de asociaciones para personas que lo necesitan. Las personas afectadas, si reciben el tratamiento adecuado, pueden llevar vidas completamente plenas. La sociedad en general puede y debe contribuir a promover una buena salud mental de la población.

11. Una persona que ha padecido un trastorno mental jamás se recuperará completamente

Las personas que han padecido algún trastorno mental pueden llegar a mejorar por completo: serán capaces de trabajar, aprender y participar plena y activamente en la comunidad.

12. No puedo ayudar a nadie que sufra un trastorno mental

La detección de síntomas que puedan indicar que una persona sufre un trastorno mental es clave para el pronóstico de la misma y las personas que con mayor probabilidad pueden hacerlo son las personas del entorno cercano. Hay diversos síntomas que nos pueden indicar que alguien precisa de ayuda: inestabilidad emocional, cambios en la alimentación y el sueño, cambios en el comportamiento, ideas suicidas, etc.

 

 

Fotografía - Designed by rawpixel.com / Freepik

Temas
Detección precoz
Estigma
Colectivos
Ciudadanía
Persona atendida
Voluntariado
Persona en riesgo de exclusion social
Jordi Mitjà

Jordi Mitjà Costa

Enfermero de la Unidad de trastornos de la conducta alimentaria. Área de Salud Mental
Hospital Sant Joan de Déu Barcelona

La cultura popular, en sus diversas manifestaciones artísticas, ha fomentado la perpetuación de falsas creencias asociadas a las personas que padecen problemas de salud mental. Son afirmaciones sin criterio científico que son un lastre para la sociedad. En este artículo desmontamos doce falsos mitos sobre la salud mental para deshacernos de estas ideas erróneas.

Publicación
05 de Octubre de 2020
Última modificación
05 de Octubre de 2020

Destacamos

especial salud mental

La salud mental, una exigencia global

TEAF
Colectivos vulnerables

La vida con un trastorno del espectro alcohólico fetal (TEAF)

Joan Alvaros
Entrevista

«Es fundamental que la salud mental se introduzca en espacios no sanitarios»

estrategias salud mental
Artículo

Ejemplos de planes y acciones de prevención en el ámbito local

Las ciudades y sus agentes son protagonistas indispensables en cualquier estrategia de prevención del suicidio
Artículo

¿Responden las actuales estrategias de mejora de la salud mental a las necesidades de las personas y la comunidad?

Para que las políticas estratégicas conecten con las necesidades de las personas y la comunidad, no es suficiente con definirlas
Guillem Hill
Testimonio

«La adicción a la tecnología es un problema social»

incertidumbre
Artículo

Preguntas ante la incertidumbre

Jaume Funes Artiaga
Entrevista

«Ocuparse de los adolescentes es educar miradas»

yocambiotodo
Colectivos vulnerables

#YoCambioTodo: jóvenes contra el estigma

Laia Asso Ministral
Blog

Laia Asso Ministral: «Observamos que los TCA son diagnosticados cada vez a edades más tempranas»

La pediatra y dietista-nutricionista nos cuenta algunos factores clave en la prevención de la anorexia nerviosa y la bulimia nerviosa